Salud y belleza » Enfermedades, Medicina

Diario de un alérgico

Sin Comentarios

Curar una alergia es, sin duda, una de las tareas más complicadas que se hayan en el terreno de la medicina: existen miles de factores a los cuales un sujeto puede responder de forma negativa, es complicado tratarlos y, más aún, descubrirlos.

De hecho, es mucho más sencillo curar a un hombre de veinte resfríos que de un estado alérgico que se presente en igual número de veces durante el año (básicamente, una característica fundamental es la que diferencia al resfrío de la alergia: el segundo siempre vuelve).

Es así que, a menudo, resulta más práctico combatir los síntomas de la alergia con trucos caseros y remedios naturales que intenta cortar de raíz el problema.

“Si bien la ciencia ha avanzado mucho y en la actualidad las alergias bien pueden solucionarse de forma definitiva, en muchas ocasiones los pacientes no cuentan, valga la redundancia al menos morfológica, con paciencia. Generalmente, curar una alergia lleva bastante tiempo, más del que los hombres están dispuestos a compartir” afirma un especialista.

  • Disponer en el hogar de un aire acondicionado para mantener limpio y fresco el ambiente. También resulta útil, en la medida de lo posible, instalar un humidificador para mantener a raya elementos sumamente desencadenante de alergias clásicas como lo son el polen y moho.
  • No fumar, ya que el humo del tabaco puede empeorar las respuestas alérgicas en los adultos y los niños con afecciones alérgicas.
  • Evitar el uso de elementos que puedan potenciar los síntomas de un alérgico: gas, pintura, humo de cigarrillo, humo de cocina, perfumes, sahumerios.
  • Escoger una decoración para el suelo que no sea a base de alfombras pues, a menudo, éstas juntan toda clase de polvo que puede irritar a un alérgico.
  • Quitar las cosas que suelen tener ácaros como las alfombras
  • Controlar la maleza si se tiene un jardín y estar atento a todo tipo de plantas que, especialmente, puedan resultar irritantes para un alérgico.
  • Guardar los diarios viejos, las revistas y los libros en estantes cerrados para prevenir que acumulen polvo.
  • Evitar el contacto con cualquier clase de animales.
  • Mantener abiertas las ventanas de forma equilibrada: para evitar el ingreso del polen al hogar, pero también para fomentar el egreso del polvo o símiles que hay en la casa.
  • Regar el pasto del hogar de forma diaria: esto ayuda a desconcentrar la acumulación de polen y otras sustancias en nuestro jardín.

Más consejos de salud y belleza : , , , , ,

Publique su Comentario !

Add your comment below, or trackback from your own site. You can also subscribe to these comments via RSS.

Be nice. Keep it clean. Stay on topic. No spam.