Salud y belleza » Enfermedades, Medicina, Salud

Hemorragia: preguntas y respuestas

Sin Comentarios

¿Qué es una hemorragia?

La hemorragia se caracteriza por la salida excesiva de sangre hacia los exteriores del cuerpo, es decir fuera de la geografía del sistema cardiovascular. Es una problemática que puede ser dada tanto de forma interna -si la sangre gotea desde los vasos sanguíneos en el interior del cuerpo- como externa -cuando se da mediante una ruptura en la piel-.

¿Cuántos tipos de hemorragias se pueden distinguir?

Las categorías son dadas según el origen de la hemorragia: se denomina hemorragia interna cuando la ruptura de algún vaso sanguíneo ocurre en el interior del cuerpo;
hemorragia externa, en cambio, es aquella producida por una desavenencia en vasos sanguíneos y a través de la capas de piel; la hemorragia, por último, ocurre a través de orificios naturales del cuerpo como el recto -rectorragia-, la boca -hematemesis o hemoptisis-, la nariz -epistaxis-, la vagina -metrorragia-, la uretra -hematuria-, el oído -otorragia- o el ojo.

Por otra parte, las hemorragias también se pueden clasificar según  el tipo de vaso sanguíneo roto: la hemorragia en un ojo o la  hemorragia capilar es la más frecuente y la menos grave debido a que, en ese caso, los capilares sanguíneos son los vasos más abundantes y que menos presión de sangre tienen. Pero diferente es la  llamada hemorragia venosa: aquí el sangrado procede de alguna vena lesionada y la sangre sale de forma continua aunque sin presión.

¿Cuáles son las consecuencias que pueden derivar de una hemorragia?

Las hemorragias no tratadas, no atendidas, no controladas representan un peligro para el ser humano (sobre todo en caso de accidentes serios, graves). Cuando el sangrado es importante e implica una pérdida de volumen de sangre mayor al cuarenta por ciento, un hombre corre el riesgo de entrar en un shock hipovolémico.
La amenaza de una hemorragia está limitada por factores como  la velocidad del sangrado, el volumen, la edad del sujeto, su historial clínico, etc.

¿Qué debo hacer ante un caso de hemorragia?

Ante todo, no entrar en pánico. Luego, actuar rápido. La principal medida a efectuar ante un caso de hemorragia externa es aplicar presión directa sobre la zona para reprimir el sangrado (por supuesto, colocar un vendaje y desinfectar la herida).
El empleo de los famosos torniquetes es una buena solución pero solo en caso de hemorragias masivas pues, de efectuar de forma azarosa, se corre el riesgo de necrosis en el miembro sangrante.

Más consejos de salud y belleza : ,

Publique su Comentario !

Add your comment below, or trackback from your own site. You can also subscribe to these comments via RSS.

Be nice. Keep it clean. Stay on topic. No spam.