Salud y belleza » Embarazo

Inseminación artificial, ¿en qué consiste?

Sin Comentarios

El recurso conocido bajo la denominación de inseminación artificial no debe abordarse desde un costado frívolo más allá del desvergonzado uso y abuso que, a menudo, muchas estrellas de Hollywood le dan (postal que se puede leer en los boletines de prensa rosa y sites relacionados a la farándula). Amén de los caprichos de las personalidades que habitualmente transitan por la alfombra roja, este sistema de reproducción asistida representa un gran beneficio para muchas mujeres y no solo un sistema creado para satisfacer las necesidades de seres emocionalmente inestables.

La fecundación artificial es una de las técnicas más útiles de tratamiento de la esterilidad o infertilidad: éste sistema conlleva una manipulación de los gametos.

Muchas mujeres han escuchado hablar del proceso pero, a decir verdad, no todas conocen en detalle de que se trata (nuevamente: la prensa rosa ha contribuido a esa desinformación mediante artículos livianos, decadentes, peligrosos).

El método consiste, básicamente, en la introducción médica del semen o esperma en la vagina de la mujer como sistema para contribuir a la gestación. Habitualmente, trece de cada cien ciclos de inseminación resultan satisfactorios a los efectos de la gestación aunque, vale advertir, un 20% conduce a gemelares.

La inseminación puede ser conyugal, es decir cuando el semen procede de la pareja y se procede a ese tratamiento por dificultades físicas. O también con donante que, como su nombre lo indica, se ejerce mediante el semen de un tercero y generalmente se usa como recurso para una mujer sin pareja.

La inseminación artificial consta de tres fases que son la estimulación hormonal del ovario, la preparación del semen y la inseminación en la mujer.

Es necesario diferenciar este método de la famosa fecundación en vitro. Esta última se caracteriza por la extracción del ovocito femenino para fecundarlo fuera del organismo de la mujer con espermatozoides obtenidos previamente del hombre. Además, luego de la fecundación, el embrión es implantado en el cuerpo de la mujer.

Actualmente la reproducción asistida “in útero” es una práctica muy común entre las mujeres y, si bien los resultados pueden variar, el sistema se presenta como una gran opción para utilizar. Naturalmente, éste método debe aplicarse con responsabilidad y teniendo la conciencia del acto que se está ejerciendo. Es decir, todo lo contrario de lo que ocurre, no en todos los casos pero sí en mucho, dentro de Hollywood.

Más consejos de salud y belleza : , , ,

Publique su Comentario !

Add your comment below, or trackback from your own site. You can also subscribe to these comments via RSS.

Be nice. Keep it clean. Stay on topic. No spam.