Salud y belleza » Embarazo

La lactancia materna II

Sin Comentarios

¿Es requisito indispensable hacer eructar al bebé luego de la lactancia?

Es recomendable, no así indispensable. Es decir, en la mayoría de los casos, es preferible hacerlo eructar para que los bebés tengan una digestión satisfactoria. Pero, lo que ocurre, es que ellos, a decir verdad, siempre eructan y, por ende, la búsqueda de un “provechito” puede ocurrir, como no (él bebe igual va a hacerlo).

Algunos especialistas en lactancia materna recomiendan tratar de hacer eructar al bebé, no luego, sino durante una pausa natural, en caso de que la haya. Un buen método para saber si se necesita hacer eructar o no: si el bebé regurgita mucho, tal vez deba hacerle eructar más a menudo y, en cambio, si no ocurre, debe seguir con su método tal cual lo ha venido practicando.

¿Es posible que el bebé quiera estar entre los pechos, no por hambre, sino para lograr calmarse o, incluso, dormirse?

Esta es una conducta totalmente natural. Existe una succión llamada no nutritiva o tranquilizadora que ocurre, en efecto, precisamente cuando un bebé, tras haberse alimentado bien, permanece agarrado al pecho solo por gusto.
Esta situación debe ser controlada: al principio puede ser un buen modo de tranquilizarlo pero, conforme pasa el tiempo, es necesario evitar llegar a un relación de dependencia (el chupete suele ser el remedio alterantivo, para estos casos).

¿Es verdad que no se puede consumir ni alcohol, ni cafeína mientras se está amamantando?

Cuando una mamá bebe alcohol, cafeína o, de hecho, cualquier otra sustancia, una pequeña cantidad de ello entra en su leche materna. Es una cuestión lógica, no hay manera de evitarlo: si se bebe poco, ingresa poco; si se bebe mucho, ingresa mucho. Es así. El lapso entre la toma de alcohol y la presencia de éste en la leche materna es de una hora.
Bajo esas condiciones, se debe ingerir, o no, cualquiera de estas sutancias. Se debe hacerlo con responsabilidad, los daños son irreparables.

¿Los pechos, luego de un tiempo de lactancia, vuelven a su estado y apariencia natural?

El embarazo no es, bajo ningún concepto, un enemigo de la belleza. Todo lo que surge con el embarazo puede, luego, recomponerse, volver a su estado natural de forma sencilla. Para mantener el pecho en forma, se recomienda realizar una serie de ejercicios sencillos durante diez minutos diarios (sencillos trabajos de respiración y transpiración). La hinchazón y los colores de la piel, tranquilamente se pueden modificar con cremas o productos naturales. Sólo se necesita paciencia y constancia.

Más consejos de salud y belleza : , ,

Publique su Comentario !

Add your comment below, or trackback from your own site. You can also subscribe to these comments via RSS.

Be nice. Keep it clean. Stay on topic. No spam.