Salud y belleza » Enfermedades

Remedios caseros para controlar las hemorragias nasales

1 Comentario

Toda hemorragia con origen en las fosas nasales, recibe el nombre de “epistaxis” (el término tiene su origen del griego y significa “fluir gota a gota”). Se trata de un mal común que puede ser causado por diferentes factores: desde una exposición al sol hasta un golpe o por problemas internos.

Las epistaxis se clasifican en anteriores y posteriores: las primeras son las más comunes (suponen un noventa por ciento)  y, en el caso de las posteriores, son aquellas menos frecuentes pero peligrosas, pues la sangre chorrea directamente desde la faringe. Nosotros nos ocuparemos de las clásicas: las anteriores.

Existen diversos remedios caseros para controlar este tipo de complicaciones: repasemos los más efectivos.

  • Mojar un pequeño pedacito de algodón con agua y jugo de limón. Colocarlo dentro de las fosas nasales. Estacionarlo por treinta minutos.
  • Elaborar un té de ortigas del siguiente modo: primero, arrojar un par de cucharadas soperas de ortigas en una taza con agua hirviendo; dejar que repose durante unos minutos. Finalmente, mojar con  el líquido un algodón y colocarlo en los orificios de la nariz.
  • Apretar con los dedos la zona blanda de la nariz durante unos instantes respirando, mientras tanto, lógicamente, por la boca.
  • Picar en pequeños trocitos una cebolla y mezclarla con un poco de perejil. Efectuar con esta “pasta” y un algodón un tapón que se colocará en los orificios nasales.
  • Entibiar cinco hojas de alfalfa y colocar, como emplasto, en la entrada de la fosa nasal para detener la hemorragia. Estacionar por unos minutos.
  • Colocar paños de agua fríos sobre la frente y la nuca. Ocurre que, gracias al frío ejercido en las vértebras cervicales, los vasos sanguíneos se contraen y cesa la hemorragia.
  • Taponar ambos orificios nasales -o solo uno, si es que la hemorragia no es completa- con un algodón humedecido en vinagre blanco (el vinagre cauteriza).
  • Mezclar en cantidades iguales de 20 g de ciprés, bolsa de pastor, cola de caballo y anís verde, por medio litro de agua. Hervir durante 3 minutos, dejar en infusión y colar. Empapar un algodón y aplicar sobre la fosa nasal, manteniendo la cabeza inclinada hacia atrás durante unos minutos.
  • Esparcir algunas hojas de la planta “cola de caballo” en una taza de agua caliente.  Lavar, luego, la nariz con esta infusión medicinal que, obviamente, no se tomará.
  • Colocar dos cucharadas de menta en una taza de agua sobre el fuego durante diez minutos. Ahora sí: esta infusión se deberá tomar pues sus efectos favorecen la coagulación de la sangre.

Más consejos de salud y belleza : , , , ,

One Comment »

  • raque said:

    gracias ahora ya se q puedo hacer para evitar una hemorragia nasal son lo máximo kuidense mucho sale ok besooooooooooooooooooooos

Publique su Comentario !

Add your comment below, or trackback from your own site. You can also subscribe to these comments via RSS.

Be nice. Keep it clean. Stay on topic. No spam.