Salud y belleza » Alimentación, Salud

Radiografía del chicle o goma de mascar

Sin Comentarios

chicle

La mayoría de los diccionarios -o al menos aquellos que nada tienen que ver con costumbres teológicas- dicen que un hábito “es un modo especial de proceder o conducirse adquirido por repetición de actos iguales o semejantes, u originado por tendencias instintivas”; también es “una situación de dependencia”.
Masticar goma de mascar  entra perfectamente en ambas categorías.

Pero la pregunta que realmente importa es otra: ¿mascar chicle es un hábito peligroso? La respusta, para quienes odian las medias tintas no será provechosa: si y no.Algunas características hacen del ejercicio de masticar chicle una actividad beneficiosa pero otras, en cambio, lo transforman en una práctica no tan saludable.

Analicemos “pros” y “contras” para, recién luego, efectuar una evaluación justa…

Cuándo el chicle hace bien…

- Contribuye a disminuir la sensación de hambre; es un estímulo que favorece la creación de sensación de saciedad y, por lo tanto, una buena herramienta para tener a mano en caso de comenzar una dieta.

- Ayuda a mejorar la memoria: un estudio reciente reveló que, al mascar chicle, en efecto, se genera una mayora agilidad debido a un aumento del flujo sanguíneo hacia ciertas áreas del cerebro.

- La Asociación Dental Americana recomienda masticar chicles (sin azúcar) pues con esto se produce una mayor cantidad de saliva, efecto que contribuye a mejorar  la salud oral. La recomendación de la ADA es mascarlo por no más de veinte minutos (ver lista de efectos negativos del chicle).

- Aumenta los niveles de hemoglobina en el cerebero (proteína que transporta el oxígeno)

- Mantiene fresco el aliento de toda tu boca (especialmente aquellos de sabor menta o derivados)

Cuando el chicle hace mal…

- Mascar chicle de forma excesiva es perjudicial para los dientes pues quita el esmalte.

- Provoca gases (al masticar chicle es frecuente tragar más aire de lo normal y, en consecuencia, se pueden padecer problemas estomacales).

- Puede traer serios problemas de mandíbula e, incluso, desgaste en articulaciones (esto ocurre sobre todo en aquellas personas que están todo el dia con un chicle en su boca y no paran un segundo de masticarlo y masticarlo)

- Ciertos chicles sin azúcar, no los de calidad, contienen edulcorantes de bajo nivel que pueden resultar dañinos para nuestro cuerpo (Ejemplo: la fenilalanina y el sorbitol consumidos de forma excesiva, pueden provocar efectos adversos).

¿Cuál es, entonces, el veredicto final sobre el ejercicio de mascar chicle? ¿Culpable o inocente? La respuesta es simplemente “Rosebud”…

Más consejos de salud y belleza : , , ,

Publique su Comentario !

Add your comment below, or trackback from your own site. You can also subscribe to these comments via RSS.

Be nice. Keep it clean. Stay on topic. No spam.