Salud y belleza » Alimentación, Bienestar, Dieta

Diferentes tipos de leche

Sin Comentarios

En ocasiones anteriores, hemos analizado de forma casi exhaustiva cuales son las propiedades benéficas de la leche. El resultado fue satisfactorio: desde estas páginas virtuales pudimos descubrir como, en efecto, la leche es un alimento rico en vitaminas, proteínas, lípidos y mucho más. Bien, en esta oportunidad ocuparemos nuestro tiempo en otro ejercicio: no vamos a hablar sobre la leche sino acerca de “las leches”.

¿Cómo? Sencillo: todos notarán, al ir al supermercado, que las góndolas con leche son casi infinitas y esto no solo se debe a la demanda sino, también, a la variedad.

“Existen muchas leches, todas ellas, claro, naturales. Hay variedad para todos los gustos: leche de vaca pero también de otros vegetales como la soja, la harina, el trigo. Y, a decir verdad, las proteínas y vitaminas de las unas y las otras son básicamente similares. Como se aprecia, el ejercicio de tomar leche es fundamental y no hay excusa que valga pues tenemos a disposición una gran cantidad de alternativas. Buenas, todas ellas y pensadas para todo tipo de sujetos” expresa un especialista en la materia.

Vayamos por partes: según los tratamientos térmicos a los que se somete la leche (la clásica, la de siempre, la que conocemos) ésta puede ser distinguida como leche homogeneizada (reducida en grasa y de emulsión estabilizada); la leche pasteurizada (la que todos conocemos: aquella que se hace hervir a unos 75-90 grados con el fin de neutralizar los microorganismos; su contra es la corta duración); leche uperisada (este tipo de leche se a temperaturas de 150 grados durante tres minutos y luego se enfría rápidamente y es la conocida como de larga duración); leche esterilizada (también pasteurizada pero se calienta a 115 grados durante 15 minutos y, por lo tanto, adquiere sabor a leche cocida perdiendo, en el proceso, casi todas las vitaminas); las leches enriquecidas (se trata, básicamente, de el grupo de leches o productos con valores añadidos).

Ahora, en cuánto a la procedencia, se destacan, además de la clásica leche extraída de la vaca, las leches vegetales como  leche de arroz, almendras, avellanas, cebada, soja, avena, entre las más conocidas.

En esencia, éstas  leches de origen vegetal se obtienen mediante la trituración de semillas a las cuales, luego, se les agrega agua y algún producto que mejore su sabor y permita su almacenamiento por más tiempo. Todas ellas rescatan, como la leche de vaca, importante cantidad de nutrientes, a excepción de la fibra.

Más consejos de salud y belleza : , ,

Publique su Comentario !

Add your comment below, or trackback from your own site. You can also subscribe to these comments via RSS.

Be nice. Keep it clean. Stay on topic. No spam.