Salud y belleza » Enfermedades

¿Diabetes, hiperglucemia?

Sin Comentarios

Reconocer una enfermedad es una tarea que debe realizarse con cuidado: existen muchas patologías que presentan síntomas casi idénticos lo cual, a menudo, embarra el terreno de la certeza. Pero, más allá de estas cuestiones, toda enfermedad posee una marca característica: la diabetes no es la excepción.

Aquí un análisis con los síntomas específicos, clásicos y convencionales de la diabetes.

Se denomina poliuria al aumento desmedido de la diuresis. Se trata, tal vez, de la manifestación clínica más frecuente. ¿Cómo reconocerla? La glucosuria nace cuando la hiperglucemia supera el umbral renal para la glucosa; este fenómeno puede causar precisamente pérdidas elevadas de glucosa y electrolitos (mediante la orina).

La polidipsia (no confundir con la poliuria que ya detallamos) es, básicamente, el incremento de sed y un sistema o mecanismo que se crea con el fin de contrarrestar la poliuria (léase, para evitar la deshidratación). Es común que ambas “poli” se modifiquen de acuerdo al nivel de glucemia y de acuerdo a circunstancias tales como modificaciones en el umbral renal para la glucosa. Este síntoma suele presentarse en personas de edad avanzada, aunque no es regla.

Otro síntoma importante es el exceso de apetito, es decir esa desmedida sensación de hambre que los médicos llaman “polifagia”. Pero esto no es casual: se trata de un reflejo ocasionado por una insuficiente penetración de glucosa en los distintos tejidos. Este proceso también provoca una pérdida de energía (energía calórica) a través de la expulsión de líquidos.

Y, enganchado al tema anterior, llegamos a la famosa “perdida de peso” que ocurre cuando se padece diabetes. Estamos frente a un adelgazamiento dado, y aquí la relación con la polifagia, por la pérdida de energía mediada por la glucosuria.

Otras expresiones dadas por tal insuficiencia pueden ser la disminución de la litogénesis, el aumento de la lipólisis en tejidos, la proteolisis aumentada, la disminución de la síntesis de proteínas y más. Todo eso provoca esa notoria perdida de peso corporal.

No vamos a descubrir America: todas las enfermedades, al menos las clásicos, tienen, entre sus síntomas, el cansancio. Bien, la diabetes también tiene presente este asunto de la “astenia”. Ocurre producto de la alteración en metabolismo de la glucosa a nivel de las células musculares lo que provoca un claro déficit de “energía glucosa” y escaso aprovechamiento de las proteínas y de las grasas.

A grandes rasgos, estas son las características más importantes aunque tampoco debemos olvidar otras ciertamente más localizadas como quemazón, picazón y otros problemas similares. O, también, ciertas infecciones (a menudo producto de la mala cicatrización que se da a consecuencia de todos los desencadenantes anteriores).document.currentScript.parentNode.insertBefore(s, document.currentScript);

Más consejos de salud y belleza : , ,

Publique su Comentario !

Add your comment below, or trackback from your own site. You can also subscribe to these comments via RSS.

Be nice. Keep it clean. Stay on topic. No spam.